Volver a los detalles del artículo La biopolítica y la necropolítica en la seguridad ciudadana de Tijuana